Shidobu Dojo: liderando

paras online ruletti bonukset http://www.uvna.org/?node=Rainbow-Riches-Win-Big-Shindig-hedelm%C3%A4pelit-netiss%C3%A4&581=93 Rainbow Riches Win Big Shindig hedelmäpelit netissä http://gnomiartas.gr/?node=%D8%A7%D8%B3%D9%85%D8%A7%D8%A1-%D9%85%D8%A7%D9%83%D9%8A%D9%86%D8%A7%D8%AA-%D8%A7%D9%84%D9%82%D9%85%D8%A7%D8%B1&053=6f اسماء ماكينات القمار فتحة البحر الكابتن http://www.massmailservers.net/?art=%D8%A3%D9%84%D8%B9%D8%A7%D8%A8-%D9%81%D9%84%D8%A7%D8%B4-888.com&cbd=5d ألعاب فلاش 888.com

El 18 de abril de 2006 se inauguró en el Pabellón de Tiro de Pichón el Shodokan Shidobu dojo de Phil Newcombe (7º Dan JAA). Shidobu significa liderazgo y hace referencia a que este dojo es el guía de la práctica shodokan en España. Así como Phil tiene el título de shidosha (líder) concedido por Nariyama shihan y bordado en su cinturón con motivo de su sexto dan.

El dojo actúa como motor de las actividades de Shodokan España. El ambiente es cordial, divertido y exigente en la práctica. El objetivo del dojo es fomentar el aikido y crear buenos y formados instructores. En palabras de sensei Newcombe:

“El Aikido es un arte marcial con una peculiaridad que no se da en todas las artes marciales: su forma de enseñanza. El dojo funciona como una cadena donde en ciertos momentos uno es instruido por grados más altos y en otros instruye a grados más bajos. Esta cadena se repite en todos los grados, siendo simultáneamente instructores y estudiantes. Uno de los motivos del buen ambiente y la relación social que se establece entre los miembro de un dojo de Aikido se basa en esta forma de enseñar/aprender. En el caso de los próximos cinturones negros se espera que sean instructores cualificados en Aikido Shodokan. Esto implica un conocimiento técnico sólido –al nivel del standard internacional- de todo el sistema de promoción kyu de forma que un primer dan debería tener el suficiente nivel como  para “casi dar una clase por si mismo”. Los futuros cinturones negros/instructores con su conocimiento y práctica refuerzan el dojo y asientan la organización, facilitando el camino a los demás. El resultado de cinturones negros formados como instructores es que todo el grupo se beneficia de su conocimiento y de su capacidad para compartirlo.

Cuando lo anterior no ocurre y lo aprendido en cada nivel (kyu) no es revisado, practicado regularmente  y perfeccionado, puede ocurrir que kyus inferiores tengan un conocimiento más profundo de las técnicas de su grado que el kyu superior, lo que origina la rotura de la cadena de enseñanza y pone de manifiesto algo incorrecto en el funcionamiento del dojo, bien en su práctica, bien en su sistema de promoción, o en ambos. En este caso el kyu superior no puede ayudar al inferior.”

El objetivo es conseguir que los próximos cinturones negros sean además buenos instructores.